Estaba intentando incluir contenido en mi página de diseño paginas web. Y de estas veces que te dejas llevar por lo que piensas y no por lo que deberías poner, Me ha parecido que era bastante más apropiado para un post, y que carecía de sentido incluir en el servicio de diseño web una opinión tan personal.

Estas reflexiones a veces tan evidentes, para mí, son las mejores. Nos detienen y nos hacen pensar a pesar de su simplicidad.

Intentando definir la importancia de la presencia web de cualquier negocio, llegaba a la conclusión de que cualquier negocio que se permita en el tiempo presente ignorar la fuerza del mundo Online, o descuidar la imagen que a través de él trasmite, simplemente es que tiene que estar a punto de echar el cierre, pudiera ser un negocio familiar sin sucesión, ni empleados que esta pensando en ya en la jubilación… o ….?

Porque por muy, muy, muy afortunado y fácil que sea cualquier negocio, si tiene continuidad en el futuro no me puedo creer que por el coste de una página web, o de un perfil en redes sociales, o un alta en google bussiness.… se niegue tal ventana y expositor al mundo.

Nos han dado la posibilidad de lo que hasta hace pocos años, sólo podían hacer unos pocos, coca-cola. el corte ingles, movistar, ellos utilizaban; publicidad en radio y televisión, en prensa y en vallas publicitarias.

Ahora lo tenemos a mano, y sólo necesitamos parar un segundo y pensar que herramientas nos son más válidas para nuestro proyecto o negocio.

Yo no digo que necesites la estrella de la muerte de starwars, pues a muchos negocios locales les es suficiente con un alta en google business, que les posicione en el mapa y un teléfono de contacto, para otros una reseña de lo mejores del mundo que son sus magdalenas, o roscón de reyes puede ser determinante, …. algún perfil en la red social más válido para el desarrollo de tu actividad, hasta aquí si lo gestionas tu es fácil y  tiene cero euros de coste.  Aunque sinceramente creo que por el tiempo, coste, y eficiencia, es mejor delegar ciertos servicios en un profesional.

Ruego que nadie se lo tome como ofensa, pues no hay verdad absoluta, pero si que me produce cierta preocupación un negocio que no se adapte a su tiempo.

En una España en la que el 85% de las personas están conectadas a la red, donde las abuelas no sólo buscan recetas de cocina, sino que ya se están convirtiendo en verdaderas youtubers y publicando las propias.

En un tiempo en que una recién mama busca hasta como limpiarle el culo a su bebe en internet. Donde yo misma he aprendido a  cambiar un enchufe preguntado en Google, y donde puedo cambiar las tapas de esas botas tan preciosas que me encantan.

Parece que el mundo de internet se aleja de ciertos tipos de negocio, pero nada más lejos de la realidad. Realmente es mucho más difícil encontrar un afilador, un zapatero, un mecánico, un sastre e incluso una farmacia que reparta a domicilio, que una tienda de móviles o un banco.

El negocio tradicional, también tiene su hueco en la red, y es un hueco todavía muy grande.

Siempre podemos hacer un poquito más; en la vida y en el trabajo. Y sólo quería recordar la fuerza y alcance de las nuevas tecnologías online, mi recomendación es no ignorarlas y mimar lo que a través de ellas trasmitimos.

Pin It on Pinterest